¿Fortaleza o debilidad?

Hoy queremos que descubras tus fortalezas con nosotros

Descubre en este artículo cómo es tu personalidad a los ojos de la felicidad.

Fortaleza y Debilidad -> Comenzamos con un breve resumen del contenido que vamos a ver y del valor que tiene para tu vida.

  1. ¿Fuerte o Débil? Un término que en la mayoría de las ocasiones se confunde.
  2. Fortaleza personal. ¿Qué es?
  3. Felicidad y fortaleza (incluye un listado de las principales fortalezas)
  4. Cómo aumentar tus fortalezas (te propongo dos formas)
  5. Y UN EXTRA: Muchas personas confunden tener la sensación de ser fuertes con “hacer las cosas, solos”. También te resolveremos este error tan común a lo largo del artículo.

*****

Comienzo este artículo poniéndome desde una perspectiva relativista, para que veas bien lo que quiero que descubras. Desde esta perspectiva tengo que decirte que el ser humano, por mucho que se empeñe en hacer las cosas solo…no puede, necesita de otras personas para resolver cualquier situación o problema. Y necesita de otros para ser feliz.

*****

Pero además debes saber que a lo largo del artículo iremos profundizando en estas cuestiones ya que el objetivo es que mejores tu felicidad:

  • fortaleza como don
  • fortaleza como valor
  • fortaleza como valor humano
  • fortaleza como virtud
  • fortaleza como valor para niños
  • fortaleza como virtud humana
  • fortaleza como líder
  • como tener fortaleza mental
  • porque es importante la fortaleza
  • cuando se necesita fortaleza
  • quien nos da fortaleza
  • cual es la fortaleza de una persona
  • cual es tu fortaleza y debilidad
  • cual es la fortaleza del ser humano

 

1. ¿Fuerte o Débil? Un término que en la mayoría de las ocasiones se confunde.

felicidad y fortaleza

En nuestra sociedad el fuerte es la persona que vence a la adversidad, que no necesita ayuda, que puede con lo que le pasa en la vida. No se ve sobrepasado por las circunstancias, los problemas o las responsabilidades. Craso error.

Aún hoy, por la educación y los constantes bombardeos de lo que “está bien o mal” – según nos dice la sociedad en general -, hay bastante confusión con el término. Y esto influye directamente en el Autoestima. (Concepto que tenemos de nosotros mismos.)

Me gusta ver las implicaciones y consecuencias de diferentes patrones sociales que llevamos dentro porque, según mi forma de ver, es la manera de entender que “una tontería” no lo es tanto, de ver cómo influye en nuestras vidas. Pero lo más importante de todo es que nos permite ver COMO CAMBIARLO PARA AUMENTAR NUESTRA FELICIDAD

                EL PROCESO.   “Si no me gusta, lo cambio.”

Implicaciones -> En función de lo que cada persona piensa de sí misma, es decir, cuando se define como “yo es que soy fuerte” o “yo es que soy débil” sea para algo en concreto o para todo en general, está limitando sus capacidades y tomando decisiones influido o influida por esta opinión.

Antes de tomar una decisión sobre lo que somos, es decir si nuestras acciones y decisiones se basan en nuestras fortalezas o debilidades, creo que lo mejor es conocer la definición completa. Una vez la conocemos, el siguiente paso es tomar de la experiencia una posición de la que partir, no que te defina. Me explico:

Si concluyo que mi comportamiento general o ante una situación concreta, es débil, no tengo que asumir que SOY débil sino que he aprendido a responder ante una situación de esta manera. Es entonces puedo cambiar mi comportamiento. PUEDO. “Puedo hacer algo para remediarlo”.

Si asumes que ERES no podrás hacer nada cambiarlo.

Si pienso que soy débil, es decir, coloquialmente hablando, que no puedo resolver una situación, cada vez que esté ante una situación u otra cualquiera que sea parecida, pensaré que no la puedo resolver… y no lo intentaré o desistiré nada más empezar a intentarlo.

El problema de esto es que “me da la razón”, – ¿ves como no has podido resolverlo? – y pienso que, efectivamente, soy una persona débil que no es capaz de resolver cierto tipo de situaciones. Se acabó. Si entro aquí, estoy acabado o acabada. ¿Por qué? porque me estoy diciendo QUE SOY ASÍ. Y si soy así es que no puedo cambiar. Tu verás con qué niveles de felicidad te quedas…

2. Fortaleza personal ¿Qué es?

fortaleza y debilidad

                LA DEFINICIÓN. “Si me miento no tendré lo que busco.”

Es importante entender la definición porque en base a ella estamos haciendo afirmaciones que determinan nuestras decisiones en acontecimientos importantes de nuestras vidas. Cuando hablamos de fortaleza o debilidad no nos referimos a coger una pesa de cinco kilos, diez o veinte. Hablamos de las situaciones que nos afectan, hablamos de amor, de trabajo, de familia, de problemas, de responsabilidades, pérdidas, fallecimiento de seres queridos, hablamos de afrontar situaciones en las que la vida previo aviso nos pone.

Fortaleza personal: es la persona capaz de resolver sus problemas independientemente de la adversidad. Es la persona que hace lo necesario para resolver y afrontar sus problemas y situaciones de la vida. Esto significa que “lo haré solo” si dispongo de medios y herramientas, que pediré ayuda si es necesario, que aprenderé lo que necesite si algo me falta, que modificaré lo que está impidiéndome que consiga resolver la situación o tener lo que busco.

Debilidad personal. Débil es la persona que no hace lo necesario para resolver el problema. No permite el llanto, el abatimiento, se aísla, se encabezona, no avanza y no termina por resolver la situación. Tu fortaleza te permite llorar, abatirse, caer, descansar, levantarse y ponerse manos a la obra.

Por favor, no te mientas.

Quizás tu conclusión es que te comportas según el patrón “Débil” eso significa que ahora sabes que puedes cambiar la conducta.

Quizás te haya sorprendido y pensando que encajabas en comportamientos débiles resulta que no te comportas como débil.

Recuerda que si es aprendido se puede reaprender. Y que solo siendo sincero o sincera contigo misma podrás saber dónde estás para conseguir llegar donde quieres llegar.

3. Felicidad y fortaleza.

felicidad

En este punto es necesario conocer qué potencia nuestra felicidad, es decir, cuáles son algunas de las fortalezas que, si las tenemos de manera personal, conviene mejorar.

Por lo que, además de darte la lista de algunas estas fortalezas, me encantará que hagas un ejercicio interno y que las que identifiques como tuyas las trabajes.

Más abajo te indicaré cómo puedes potenciarlas. Eso será en el siguiente punto de este artículo.

Veamos el listado prometido al inicio del artículo. Es una lista de 37 fortalezas, en mi opinión las más importantes para tu felicidad.

  1. Creatividad
  2. Curiosidad
  3. Amor por el aprendizaje
  4. Perspectiva y capacidad de ver el mundo bajo varios prismas.
  5. Persistencia
  6. Integridad
  7. Autenticidad
  8. Vitalidad y entusiasmo.
  9. Bondad
  10. La inteligencia emocional
  11. Mentalidad positiva y constructiva (no destructiva)
  12. Responsabilidad
  13. Equidad, falta de valor o juicio al relacionarte con las personas12) El perdón
  14. Humildad
  15. Prudencia
  16. Autorregulación
  17. Gratitud
  18. Esperanza
  19. Humor
  20. Espiritualidad
  21. Autodisciplina
  22. Comunicación
  23. Resolución de problemas
  24. Iniciativa
  25. Toma de decisiones en pro de tu felicidad y de la felicidad de los que te rodean
  26. Habilidades de planificación y de organización
  27. Diligencia
  28. Alegría
  29. Compasión
  30. Capacidad de mejora
  31. Mentalidad positiva y de superación
  32. Capacidad de enfoque: ver y mantener objetivos propios
  33. Capacidad de adaptación ante los cambios
  34. Capacidad de proponer alternativas ante adversidades
  35. Visión interior y paz interior
  36. Autonomía
  37. Autoestima y ausencia de comparación con los demás

 

4. Cómo puedes potenciar tus fortalezas

ejercicio felicidadPrimera propuesta.

Esta propuesta, no exenta de esfuerzo, se basa en tu autonomía. Por lo que es ideal si quieres trabajarla tú desde tu constancia y responsabilidad interna. Sin ayuda externa.

Pasos.

  • Identifica tus fortalezas, esas que ya posees y proponte firmemente aumentarlas.
  • Escribe en un papel cómo las vas a fortalecer. Por ejemplo: una de tus fortalezas es capacidad de adaptación ante los cambios, bien, explica cómo puedes potenciar esto ante pequeños cambios que se dan en tu vida diaria: cambios de planes, cambios en el trabajo, qué ocurre si vas al banco y tus planes son ir a comprar después y en el banco tardas el doble y no puedes ir… es decir. Dedícale tiempo, y escribe, cómo vas a afrontar estos cambios y practica durante un mes todos los días.
  • Hazlo con una sola fortaleza. Después del mes de potenciar una fortaleza, pasa a la siguiente. La felicidad no es algo que salga de chasquear aquellos tacones rojos de Dorothy en el Mago de Hoz. Pero la felicidad es tu seguro de vida, no apuestes por ella y estarás apostando por el sufrimiento, una vida mediocre o una vida insatisfecha.

[bctt tweet=”Creo firmemente que la felicidad y plenitud no es para “los vagos”.” username=”@Davinia_Df”]

Segunda propuesta.

A mi juicio es igual de efectiva que la anterior, sin embargo está diseñada para otro perfil de personas que quieran un acompañamiento, una guía que establezca el camino a seguir y que quieren resultados más a corto plazo en su felicidad porque elimina errores, y minimiza tener que estar probando constantemente.

Pasos.

  • Realiza cursos de Psicología, Coaching, Pnl, específicos sobre la fortaleza a desarrollar. Bien sean presenciales o bien online en formato audio (como nosotros) o formato vídeo.
  • Pueden ser desde terapias a distancia, libros de felicidad, cursos de desarrollo personal. Lo fundamental es que tú eliges la forma y el presupuesto, pero no te quedes sin hacerlo.

Antes de despedirme deseo aportarte aún más valor. Por eso explicaré una cosa más para tu felicidad:

He hablado de sufrimiento.

He dicho, si no apuestas por tu felicidad, apuestas por el sufrimiento y para que veas la verdad universal de esto te invito a que leas este artículo o escuches el artículo: Sufrimiento, la Historia que te cuentas por dentro AQUÍ ->

¡Hasta la próxima semana!

Si te ha gustado, ¡Compártelo en tus redes!

Compartiendo Felicidad desde 2012, Davinia.

Feliz semana a todos.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Me encantaría que fueras lector de la Felicidad

Al suscribirte a mi Newsletter disfrutarás de mucho más que de contenidos ¡PROMETIDO!

Bienvenido ¡querid@ lector! Gracias por suscribirte a la Felicidad.